El poder en el humano (III): Los mercados globales y el establishment

En la última entrada yo escribía sobre los tipos de organizaciones y el dinero y cómo estos han ido influenciando en las personas y en la política (que la política se entiende como algo o alguien que ejerce su influencia en la expresión del poder). Los factores que hoy voy a escribir son básicamente los que se refieren al mercado y cómo este ha ido desarrollando unas reglas del juego que no se pueden romper.

La doctrina de los Bush, y sobre todo, George Bush padre es la que más importa ahora mismo, o que, por lo menos, sería el auge de este capitalismo agresivo, clientelista y consumidor. Primero, el capitalismo es globalizó con el desarrollo de nuevas tecnologías y el crecimiento masivo de las multinacionales que fueron, por así decirlo, integrándose en todas las partes del mundo. Las reglas del juego de los mercados en el mundo están claras, y es que es intocable ese mercado, y que además, no se irá.

a) La tesis comunista, refutada: Hay muchas formas para entender el comunismo. No obstante, el comunismo más clásico, o comunismo del siglo XIX, entendería que para llegar al término de las clases deben pasar dos cosas: 1) el proletariado debe llegar al poder, la famosa dictadura del proletariado; 2) el Estado debe obtener todo el capital que los burgueses tienen, por así decirlo, y pecando de síntesis, el Estado deberá tener control absoluto.

En este sentido, el comunista que crea en esta antigua tesis deberá entender que los mercados poseen mucho más control que los mismos Estados. Creo que los casos de comunismo, o de, control estatal fallido como el de Cuba (que al final, y no importa qué visión tengas, Cuba se añadió al mercado global con los acuerdos con EEUU). El comunista no puede ver que el control estatal es de necesidad temporal, y que solo debe hacerse para un momento específico para que el control no sea absoluto, como lo que terminaría pasando con el estalinismo.

El mercado ha probado ser más fuerte que la ideología comunista y, de hecho, los neo comunistas o también conocidos como eurocomunistas entenderán que la propiedad privada debe ser respetada, es decir, aceptan más el tipo de mercado socialista antes que un mercado comunista.

b) La tesis de la conspiración mundial, refutada: ¡Qué ahí vienen los reptilianos! Esta teoría afirma, casi como un comunismo al extremo, que solo 150 personas controlan el mundo. Es complicado, de repente, verlo de otra forma, dado que realmente se podría decir que entre 150 y 200 personas tienen un poder inconmensurable, donde faltarían montañas para poder ver qué tanto poder tienen.

Pero la creación de un mercado mundial que no responde ante las políticas de los Estados no es una cuestión de 200 personas, o de 1. Ninguna de estas personas que tienen tanto poder pueden simplemente decidir un día destruir el mercado, porque, crearían un conflicto de poder con otras multinacionales y la inestabilidad, que además de afectar para las personas, también afectaría a los mercados más potentes, como los farmacéuticos, los deportivos, las películas…

Entonces, dado este razonamiento, el mercado no puede ser tocado así de fácil, ni por Estados, ni por personas con extremada influencia o capacidad de influir en el poder. Existen ciertos tipos de reglas que deben ser respetadas, no importa quién seas, pues así lo afirmaba el Ministro de Finanzas de Alemania ante la situación de un posible Grexit o posibles políticas socialistas por parte del gobierno de Tsipras, “existen reglas que deben ser respetadas”.

c) Se reafirma que la globalización es imparable: Hay algo claro entre todo esto, la globalización ha sido un fenómeno que ha reforzado las multinacionales y los grandes bancos, los ha hecho poderosos, e incluso, muchos que están en desacuerdo con este suceso, están dándose cuenta que esto no se puede parar.

Aquel buen político se dará cuenta que la globalización no es una opción, no es algo que puede ser o no puede ser, pues, es algo que ya se convirtió en un axioma global. Sí o sí un buen político debe contar con la globalización como variable en su ecuación. No tendría ningún sentido ir en contra de la globalización pues es algo que puede ser benefactor o perjudicial dependiendo de qué es lo que se haga. Si decides hacer la guerra, la globalización probablemente te juegue en tu contra, como le pasó a Al Qaeda, mientras que si decides desarrollar nuevas tecnologías o desarrollar nuevas investigaciones científicas, la globalización te jugará un papel esencial, sobre todo en publicidad. Los movimientos sociales también se han beneficiado de esto, pues,

Qué impresionante es el hecho de que los mercados se hayan vuelto tan fuertes, tanto así, que sus propios creadores ya no los ven como una mascota a la que cuidar, pues, más bien, los ven como un edificio que mantener estable, porque si se cae, ellos mueren por dentro. Muchas personas hoy en día intentan ir en contra del mercado porque el este tiene muchas desventajas, también, como que hizo crecer la desigualdad, al punto que casi no queda clase media en el mundo; hizo reforzar las injusticias humanitarias; el desarrollo de mercados armamentístico como pasa en EEUU que traen tragedias imperdonables como lo de Orlando; las enfermedades son vistas como un mercado al que explotar y no como un problema al que solucionar, entre otras cosas.

Pero podemos criticar o no el mercado, nos puede gustar o no, pero no es por sonar conformista, más bien, es un realismo pragmático, pues, el mercado no se va a ir porque uno haga una revolución en un país. Al mercado, al final, no hay que intentar destruirlo, hay que mejorarlo, con mejores legislaciones globales, con mejores luchas contra la corrupción (evitar nuevos casos Bankia tarjetas black), y sobre todo, mejorar el formato de la repartición de capital. Y nunca, nunca, dejar de cesar en la creación de un mejor sistema que sustituya al capitalismo, pues, al final, todos los sistemas, como los imperios, no son para siempre.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s